Naruto ya lleva entre nosotros 19 años, 16 si solo somos fans de su serie animada, y, desde entonces, se ha convertido en una de las sagas más longevas, con una gran legión de fans detrás. Naruto tenía mucho potencial y así se tradujo a la hora de hacer adapataciones a los videojuegos, a cada cual más interesante y diferente. Sin embargo, en los últimos años, Cyberconnect2 se encargó de trasladar toda la historia en cuatro videojuegos excepcionales, que tienen ciertas pegas, pero asombrosos.

Una vez que la época de Cyberconnect2 a los mandos de la saga ha terminado, es el turno de Soleil. Naruto to Boruto: Shinobi Striker es el nuevo juego de la lincecia del ninja más conocido. Es un juego divertido, centrado principalmente en el online, al que hay que pulir un poco y es, para mí, la experiencia que más se acerca a ser un ninja propio del mundo de Kishimoto.

De Naruto a Boruto, dos generaciones en un juego

Para empezar podríamos definir a este Naruto to Boruto: Shinobi Striker como un Dragon Ball: Xenoverse basado en el mundo de Naruto y compañía. Cuando encendemos el juego por primera vez, tendremos que crear a nuestro ninja o kunoichi con un editor algo básico, pero suficiente para hacer un primer avatar, ya que luego hay muchos más elementos estéticos. Una vez creado elegimos a cuál de las cinco grandes aldeas pertenecemos, que se traduce en nuestra ropa inicial y el protector frontal.

Así, salimos por primera vez a la Villa Oculta de la Hoja, que va a hacer las veces de lobby del juego. Este escenario se basa en el mundo del manga y anime de Boruto: Naruto Next Generations, es decir el mundo de Naruto avanzado tecnológicamente y con edificios más modernos. Nos recibirán Konohamaru y Kakashi para que hagamos un sencillo tutorial en el que veremos cómo movernos, cómo atacar y cómo usar nuestras técnicas ocultas. Ya en este tutorial vemos que no es un juego de Naruto normal, puesto que estamos acostumbrados a los juegos de combates y aquí, aunque lo que más hacemos es combatir, es un estilo totalmente diferente.

Una vez acabado el tutorial tendremos acceso a varias cosas, por un lado tenemos a Kakashi con las misiones que harán las veces de historia para un jugador, por otro tenemos el edificio del Hokage, para echar partidas online y, por último, hay una tienda llevada por Tenten, una posada donde cambiar el equipo que lleva Sakura y Sasuke será quien nos deje elegir a un maestro.

Maestros para cada tipo de personaje

El tema de los maestros es muy similar a lo visto en Dragon Ball: Xenoverse, elegiremos a un personaje de la saga Naruto y, mientras completamos misiones o jugamos online, conseguiremos puntos que nos irán desbloqueando diferentes tecnicas, ropajes o títulos relacionados con el maestro que hemos elegido.

El juego, se centra principalmente en su vertiente online, aunque, como ya hemos dicho, tendremos unas misiones que podremos jugar solos o con nuestro maestro, pero muchas de ellas están pensadas directamente para jugarlas en un equipo de 4, el máximo que permite el juego, y, tras intentarla varias veces, tendrás que buscar esa misma misión pero online para superarlas solos.

Luego está la hacienda del Hokage, donde nos recibirá Naruto, y podremos jugar a diferentes modos online. Tenemos dos maneras de jugar, por un lado la partida rápida que ofrece cuatro modos de juego y no son clasificatorias. Y por el otro lado contamos con la Liga del Mundo Ninja, un modo clasificatorio donde jugamos combates de 4 contra 4 y que conseguiremos puntos y cuantos más consigamos podremos optar a diferentes recompensas. Por lo que parece el modo de Liga del Mundo Ninja va a funcionar según eventos que ofrecerán diferentes recompensas.

Los cuatro modos de juego que ofrece la partida rápida son las clásicas que se pueden ver en otros juegos: un modo donde tenemos que capturar la bandera del rival, otro de eleminar enemigos, uno de capturar y mantener las bases y, por último, una especie de tower defense con variantes del mundo de Naruto.

El mundo de Kishimoto más vertical que nunca

Todas estas misiones y combates tienen lugar en escenarios sacados directamente del mundo ideado por Masashi Kishimoto, sin embargo hay muy pocos escenarios. Uno de los elementos diferenciadores de este juego con otros de la franquicia Naruto es la verticalidad, los escenarios son totalmente verticales puesto que podemos jugar, movernos y pelear por las paredes, dar grandes altos y realizar combos aéreos… un espectáculo, vamos.

Todo esto viene ayudado de un sistema de control muy bien ideado, porque es muy sencillo para el público novato, pero podemos perfecccionar combos con nuestras técnicas, nuestras herramientas o con nuestros ataques cercanos. De esta manera tenemos cuatro tipos diferentes de personajes que emplearan tanto técnicas como herramientas o armas dieferentes: ofensivos, a distancia, defensivos y sanadores.

Elementos estéticos y técnicas, mucho que desbloquear

Cuando terminamos una misión o un combate recibimos pergaminos que desbloquear en la tienda de Tenten y que nos darán elementos estéticos (de los cuales hay una gran cantidad) o armas. También podemos gastar dinero para comprar estos objetos. Para desbloquear nuevas técnicas tendremos que elegir un maestro y conseguir puntos junto a él, cada maestro adecuado a un tipo de combate.

Los maestros también constituyen el plantel del juego, que cuenta con casi 20 combatientes elegidos entre los personajes de Naruto y los de Boruto. No es una selección muy amplia y faltan caras importantes, pero como plantel inicial cumple.

Todo el juego viene acompañado de un apartado gráfico que acompaña muy bien al estilo anime que pretende imitar. Los escenarios están muy bien definidos y magnificamente representados, las ropas tienen como una textura aterciopelada y los personajes están muy bien representados, exceptuando alguna piel como la del personaje de Naruto joven que se ve de una forma un tanto extraña.

El apartado sonoro no se queda atrás tampoco puesto que tanto para el dobale en japonés (el que personalmente recomiendo), como para el doblaje en inglés se cuenta con el elenco original de la serie. Con respecto a la banda sonora, tiende a ser similar a lo que vemos en otros juegos de Naruto con instrumentos similares como la flauta, acompañando muy bien a la acción y sin ser protagonista en ningún momento.

Conclusión

Naruto to Boruto: Shinobi Striker es un juego que pretende dar una vuelta de tuerca a los videojuegos de la historia creada por Kishimoto. Venimos de una saga de juegos sobresalientes, espectaculares y que ofrecían un plantel enorme y una catidad ingente de escenarios. Quizás se queda corto en estos sentidos, porque no es tan espectacular como los otros o no hay tanto contenido, pero ningún otro juego nos había permitido sentirnos ninjas del mundo de Naruto de una forma tan sencilla y entretenida.

Es un juego sencillo de controlar, pero muy divertido, con grandes ideas y que todavía pueden ejecutar. Podemos echar muchas horas consiguiendo dinero para comprar esos elementos estéticos que parecen infinitos, o echar el resto mostrando nuestras técnicas en combates online muy variados.

Dónde comprarlo

Oferta